domingo, 27 de abril de 2014

BÁCULO O VARA DE ASCELPIO


El báculo o la vara de Ascelpio p era un antiguo símbolo asociado con el dios griego Ascelpio (Esculapio para los romanos) y con la curación de enfermos mediante la medicina. Consistía en una serpiente entrelazada alrededor de una larga vara. 

El nombre del símbolo deriva de su precoz y extensa asociación con el hijo del dios Apolo, Ascelpio, que era un practicante de la medicina (gracias por ser instruido en esta ciencia por el célebre centauro Quirón) en la antigua mitología griega. Sus atributos eran, precisamente, la serpiente y la vara, a veces por separado en la antigüedad, se combinan en este símbolo.

La serpiente se consideraba en muchas culturas capaz de resucitar a los muertos y Esculapio en su afán de sanación iba resucitando a los difuntos que veía (por ejemplo a Hipólito, hijo de Teseo, el dios lo revivió con una milagrosa hierba que le llevó la serpiente). Hades, dios y rey de los infiernos, molesto por la reducción de los enviados a su reino fue a quejarse del uso que el dios de la medicina hacía de la serpiente, así pues, como medida salomónica, Zeus, padre de los dioses, optó por anular la capacidad de la resurrección y dotándola solamente de la sanación, De ahí deriva su estrecha relación con el mundo médico.

Pero es muy común errar confundiendo este objeto con el caduceo o báculo de Hermes (Mercurio para los romanos). La diferencia era que el bastón de Esculapio no tiene alas y sólo asciende una serpiente por la vara.


VARA DE ASCELPIO



ESCULAPIO
Roma, Musei Capitolini

No hay comentarios:

Publicar un comentario